Como nunca a nadie le amargó un dulce, hoy nos apetece enseñaros un postre típico en Alemania y Austria, surgido gracias a la influencia del Imperio Otomano cuando se dirigió contra Viena en el siglo XV. Esta receta bizantina se utilizó, a su llegada al centro de Europa, como alimento para la población más pobre.

Actualmente se ha extendido por todo el continenente, aunque bien es verdad que hemos probado la Apfelstrudel más espectacular en Alemania.

Usando una masa de hojaldre, no tardarás más de 10 minutos en hacerlo y sorprenderás a tus invitados con un plato delicioso.

Ingredientes

  • Una masa de hojaldre
  • 2 manzanas tipo Reineta
  • 50 gramos de mantequilla
  • Azúcar al gusto
  • Esencia de vainilla
  • Canela
  • Pasas y/o piñones
  • Un chorrito de ron
  • Un huevo

Elaboración

Pelamos y cortamos en rodajas finas las manzanas. En un cazo, ponemos a derretir a fuego medio la mantequilla, añadimos las rodajas de manzana, el azúcar (nosotras echamos 3 cucharadas, pero se puede poner más o menos en función de lo que nos guste el dulce), un par de cucharadas de canela, un chorrito de ron y una cucharadita de esencia de vainilla. Ponemos el fuego bajo y lo dejamos pochar.

En la hoja de masa de hojaldre, ponemos el relleno en el centro. Cerramos a lo largo y a lo ancho, como si fuera un paquete, y pintamos con huevo para darle aspecto brillante. Pinchamos con un tenedor un par de veces.

Precalentamos el horno a 200ºC y metemos el strudel durante 15-20 minutos. ¡Listo para dejar enfriar y devorar! 😛

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s